-------------------------------------------------------------------------------- Tecnología 2014: IMPACTO DEL DESARROLLO TECNOLÓGICO EN LA VIDA ACTUAL

IMPACTO DEL DESARROLLO TECNOLÓGICO EN LA VIDA ACTUAL



CAMBIOS EN LOS MODOS DE PRODUCCIÓN.
El avance y las innovaciones tecnológicas están originando rápidos cambios en los modos de producir los bienes y de prestar los servicios. La incorporación de la electrónica y de la robótica a la fabricación de los diversos productos tecnológicos permite elaborar grandes cantidades en muy poco tiempo, con lo que se satisface la demanda de millones de personas de todo el mundo.

CAMBIOS EN EL CAMPO POLÍTICO
La tecnología tiene una importante influencia sobre el quehacer político. Probablemente los medios de comunicación (radio, televisión, teléfono, fax, telemática, Internet) sean los que más han contribuido para modificar el modo de hacer política. La notable velocidad con que se reciben las informaciones, la posibilidad de establecer fácilmente diálogos a distancia, la rápida difusión de las noticias, las nuevas relaciones entre trabajo, producción y consumo, se manifiestan en la implementación de las políticas en todos los niveles.

CAMBIOS EN EL CAMPO DEL TRABAJO
La incorporación de las máquinas y de los robots reemplaza el esfuerzo humano y muchos obreros se quedan sin trabajo. A pesar de que aparecen nuevas actividades, no todos logran incorporarse al mundo laboral y pasan a formar parte de la masa de los desocupados.

Las computadoras han disminuido la cantidad de empleados necesarios para diversas tareas. Los avances en el campo de las telecomunicaciones han reducido notoriamente las necesidades de personal. Es cierto que han aparecido nuevas ocupaciones para diseñar y poner en funcionamiento esas innovaciones tecnológicas, pero su cantidad es insuficiente con relación al número de personas que no tienen trabajo.

Antes, cuando un trabajador aprendía un oficio, sabía que ese conocimiento le era útil para toda su vida. En la actualidad, los continuos cambios en los modos de producción, en las máquinas y en los productos, requieren la capacitación y la actualización permanente para poder adaptarse a las nuevas características de los trabajos. Hasta para manejar un tractor habrá que tener nociones de informática: todas las tareas se computarizan y lo que ayer era mecánico, hoy es electrónico, digital.

Entonces, debe quedar en claro que es necesario capacitarse y estar preparado para empleos que van a demandar conocimientos variables o para cambiar de actividad según surjan nuevas necesidades.

CAMBIOS EN LOS HÁBITOS DE CONSUMO
Los métodos de producción actuales hacen que los bienes tengan una vida relativamente corta. Así, si antes los electrodomésticos (heladeras, cocinas) tenían una larga duración y la necesidad de su renovación era poco frecuente, ahora aparecen continuamente nuevos modelos, se incorporan diferentes mecanismos que aumentan la comodidad, la utilidad y la rapidez para realizar las tareas.

Todo esto es una estrategia de ventas que, acompañada por una intensa publicidad, origina la necesidad de cambiar, de adoptar lo "último".

Esto es posible porque la tecnología genera continuamente innovaciones tecnológicas que se incorporan a los bienes que se producen y, a su vez, estas innovaciones modifican nuestra vida cotidiana. Basta comprender cómo la heladera, la luz eléctrica, el teléfono, la televisión, el lavarropas automático, el horno de microondas, el bolígrafo influyeron en el cambio de los hábitos y las costumbres de las personas.


CAMBIOS EN EL CAMPO CIENTÍFICO
Los descubrimientos científicos y los métodos que utiliza la ciencia experimental para descifrar los misterios y los fenómenos de la Naturaleza sólo son posibles gracias al apoyo de aparatos, instrumentos y productos tecnológicos de diferente índole, en especial de laboratorio. La investigación científica actual necesita indefectiblemente del apoyo de la tecnología de punta para poder progresar.

Los productos tecnológicos hacen posible que la ciencia amplíe y profundice el campo de investigación y consecuentemente el conocimiento de la realidad.

Por otra parte, los estudios científicos permiten interpretar los fenómenos que ocurren y esto es muy importante para el desarrollo de nuevas tecnologías.

De este modo, la ciencia y la tecnología van de la mano, en una interacción que las beneficia mutuamente y que contribuye a la rápida utilización de los conocimientos con fines humanitarios, bélicos o económicos.

CAMBIOS EN EL CAMPO CULTURAL
El mundo que nos rodea en nuestra vida cotidiana es producto de la tecnología: la casa donde vivimos, la heladera que conserva nuestros alimentos, la cocina con la que los cocinamos, la cama donde dormimos, los libros que leemos, el teléfono que nos comunica con todo el mundo, el diario, la radio o la televisión que nos tienen informados, el vehículo que nos transporta, etcétera.

La tecnología está siempre presente en nuestras vidas y marca el ritmo de nuestras tareas diarias y, consecuentemente, influye en nuestra cultura.
La creación de productos tecnológicos puede favorecer el desarrollo de nuevas manifestaciones culturales. Así, por ejemplo, los instrumentos electrónicos (guitarras, sintetizadores, bajos) han permitido la aparición de nuevas expresiones musicales.

El desarrollo tecnológico ejerce su influencia en el modo de pensar y actuar, en los principios éticos, en las normas estéticas, en los asuntos públicos, en el confort y en la calidad de vida, es decir, en todos los aspectos que conforman nuestra cultura.



CAMBIOS EN LAS RELACIONES CON EL AMBIENTE NATURAL
Desde su aparición sobre la faz de la Tierra, la relación del hombre con la Naturaleza está en permanente cambio.

En un principio la influencia de los seres humanos sobre el ambiente era insignificante, pasando prácticamente inadvertida. Luego, en su afán por solucionar los problemas que le planteaban sus necesidades y mejorar su calidad de vida, fueron diseñando, produciendo y distribuyendo numerosos y variados productos tecnológicos, que llegan a conformar lo que podemos llamar un "mundo artificial". Este mundo artificial presenta el riesgo de encerrar al hombre y aislarlo del mundo natural de donde proviene.
El progreso tecnológico contribuye al incremento de la actividad industrial y al desarrollo social, pero, paralelamente, genera una diversidad de problemas ambientales. La eliminación de residuos contaminantes, la explotación indiscriminada de los recursos renovables y no renovables, y el desarrollo urbano de las sociedades modernas provocan graves problemas que requieren un urgente cambio en la actitud de la humanidad con respecto al ambiente.
El hombre, a lo largo de su existencia, fue adquiriendo la capacidad de adaptar el ambiente a sus necesidades y a sus deseos, cuando su actitud debería haber sido la contraria: adecuarse él al ambiente.
“El problema ecológico es el resultado de la acción del hombre sobre su medio, cuando buscando resolver problemas aplica indiscriminadamente los adelantos científicos y tecnológicos, sin tener en cuenta las consecuencias de su accionar” (Aquiles Gay).